STIASRM

PROGRAMA DE SALUD AZUCARERO

Este "PROGRAMA DE SALUD AZUCARERO", nace en la revisión del Contrato Ley de las Industrias Azucarera, Alcoholera y Similares de la República Mexicana 2008--2010.  En la Cláusula Octava del Convenio firmado el 10 de noviembre, las empresas y el sindicato convenimos que:  “en vista de que existen adelantos científicos y tecnológicos en la medicina que permiten mejorar a través de acciones preventivas la salud de los trabajadores y de sus familias, a fin de optimizar el uso de los recursos que aportan las Empresas de la Industria para los Servicios Médicos Sociales a que se refiere el Artículo 73 del Contrato Ley que se revisa y con la finalidad de elevar la calidad de vida de los trabajadores, las partes acuerdan dar inicio a un nuevo sistema de Servicios Médicos Sociales que se denominará “PROGRAMA DE SALUD AZUCARERO”, el cual se dará a conocer por el Comité Ejecutivo Nacional del Sindicato de Trabajadores de la Industria Azucarera y Similares de la República Mexicana dentro de los treinta días siguientes a la firma del presente Convenio en beneficio de los trabajadores de planta permanente, planta temporal, eventuales, pensionados y jubilados del Sindicato de Trabajadores de la Industria  Azucarera y Similares de la República Mexicana y su esposa, o a falta de ésta, la mujer con la que haga vida marital e hijos menores de dieciséis años o bien hasta veinticinco años que acrediten fehacientemente que estén estudiando, o de cualquier edad si presentan capacidades diferentes y se encuentren registrados en la cédula familiar del trabajador".

 

Dentro de este marco se inició el PROGRAMA DE SALUD AZUCARERO, como respuesta de este Sindicato a la necesidad de nuestros afiliados en la búsqueda del desarrollo integral de la familia como célula principal de nuestra sociedad, misma que habremos de cuidar para que todos sus integrantes logren tener una vida digna, un nuevo sentido y esperanza para esta, nuestra gran familia azucarera.

 

Este Programa de Salud Azucarero es parte responsable del cumplimiento que ofrecimos al tomar la dirección del Sindicato, donde buscaríamos acercar más al Comité Ejecutivo Nacional a la base, en la búsqueda de prestaciones que verdaderamente fortalezcan a la familia. Estamos seguros que lograremos mejores cosas, con el objetivo de fortalecerlo, porque es el reflejo de la unidad, compañerismo, respaldo recíproco entre este Comité Ejecutivo Nacional y la Base Trabajadora.

 

Con este Programa, se acercan los servicios a las comunidades, a las familias, contando con todas las especialidades: es un hospital rodante, donde se manifiesta la preocupación por nuestros niños, para que crezcan sanos, fuertes y se hagan buenos y buenas mexicanas; incluyendo también a nuestras hijas, a nuestras esposas, ya que se cuenta con personal especializado y equipo de primer nivel para solucionar los problemas de cáncer de mama y cérvico uterino que tanto daño causa a la población femenil.

 

Alienta la vida de los compañeros jubilados, de quienes hoy no tan solo pedimos que vivan muchos años, sino que también buscamos que con el favor de Dios los vivan con una mejor calidad de vida; independientemente de todos los órganos funcionales, les revisen vista, oídos, boca, para que en su caso, se les proporcionen lentes, aparatos auditivos y prótesis dentales, ya que es injusto que debido, sobre todo a la fuerte pérdida del poder adquisitivo del salario, no los puedan obtener, y algunos de ellos comen a veces con las puras encías; desde luego que no son problemas exclusivos de nuestros jubilados, pero van con ellos en razón de su edad.

 

Este Programa va más allá, porque no tan solo se protege al trabajador activo y jubilado, sino que también se otorgan éstos beneficios a la esposa o concubina, hijas o hijos, quienes también reciben todas esas atenciones, y de ser posible la ayuda de aparatos funcionales.

 

La modernidad nos impulsa a ser más cuidadosos, en el desarrollo humano hemos encontrado una nueva oportunidad para crecer como familia azucarera.

 

Este hecho ha marcado el rumbo de este Sindicato por alcanzar objetivos que ahora estamos logrando, esto nos invita a seguir trabajando organizadamente y con un estrecho sentido de respeto por el diálogo social. Como hemos mencionado, este es un buen momento para la Industria que nos llama a la responsabilidad y a la sensibilidad como dirigentes comprometidos y participantes activos dentro de la comunidad azucarera.

 

Los actores de la Industria, dentro del marco del Diálogo Social, la voluntad y la decisión de las partes ha permitido llegar a estos momentos de gran satisfacción, en los que todos tenemos el deber de aprovechar con responsabilidad, para que este trabajo integral se continúe llevando a todas las comunidades azucareras del País.

 

 

CALLE DANTE NO. 20

COL. NUEVA ANZURES

DEL. MIGUEL HIDALGO

C.P. 11590

MEXICO D.F.

TELEFONOS:

52 55 10 25

52 55 11 45

52 55 10 85